Invita a tus amigos a usar nuestra aplicación

Usan la aplicación de soychile.cl

    22.04.2014

    Ganó Papá

    antofa
    (Por La Bandita Puma)

    Difícil, por decir lo menos, era la excursión a Calama. Cobreloa venía en alza a pesar de haber caído frente a Everton y aún pelea un puesto en la liguilla que entrega pasajes para la Copa Sudamericana 2014.

    Antofagasta venía de una dura derrota ante Universidad Católica, partido en el cual se dominó, se jugó de igual a igual, pero no se pudo conseguir los 3 puntos. El plantel sabía lo importante que era ganar el clásico en La Madriguera: el triunfo dejaba en inmejorable posición a los albicelestes de cara al desafío sudamericano, porque de triunfar dependería de si mismo para llegar a copas internacionales.

    Poco faltaba para las 16 horas cuando los equipos saltan al campo de juego con poleras blancas y un mensaje que decía “Hasta siempre Flaquito Tello”, en memoria de Claudio Tello, ex jugador y ex Gerente Técnico de ambas escuadras que falleció durante la semana. El minuto de silencio fue respetado por todos y los globos al aire dieron termino al homenaje… En el entretiempo, la dirigencia de Cobreloa también entrego la camiseta con el 4 que ocupaba Tello en esa institución, enmarcada para la familia.

    Suena el pitazo y los equipos salen con todo en busca del gol, partido trabado en el medio campo, muchas faltas, el CDA esperaba y buscaba de contra. Cobreloa intentaba por medio de remates de media distancia que se iban lejos de la portería de Jorge Broun, hasta que en el minuto 33 llega el balón a los pies de Richard Olivares y “Corazón Valiente” saca un centro perfecto para que Javier Elizondo, el Melli, gane el salto a su marcador y con cabezazo ajustado al palo derecho del meta loíno, anote el gol que silenció al local y desató la alegría de los cerca de 250 hinchas albicelestes que viajaron a Calama.

    El segundo tiempo fue terrible. Cobreloa se fue con todo y Antofagasta seguía apostando a los pelotazos. Los desbordes de Harbottle y Valenzuela no encontraban a Elizondo que se cansó de buscar espacios, aguantar el balón y complicar a la zaga naranja.

    Al otro lado, Fatura sacaba todo como podía y cuando no pudo, apareció el vertical a socorrerlo. Delfino, Pulgar, Limache y Fuentes despejando todo como fuese posible. Muñoz buscó cortar los pases largos a Guachupé Jimenez, que se hizo un picnic con Jerez, para eso el DT metió a Angelo Gonzalez y Escudero, pero no fue efectivo. Los locales seguían llegando con peligro y Fatura Broun se convertía en el héroe tapada tras tapada, hasta que el arbitro después de varios minutos de agregado dice que la contienda ha llegado a su final. Tres puntos vitales, que dejan a los Pumas en puestos de liguilla y una victoria sufrida en el clásico, que obviamente se disfruta el doble.

    Queda una fecha y dependemos sólo de nosotros. Una victoria frente a Santiago Wanderers el sábado en el Calvo y Bascuñán a las 18.00 hrs y entramos a disputar la liguilla por Copa Sudamericana, es de esperar que los precios de las entradas o alguna promoción especial ayuden a llenar el estadio de celeste y blanco, que todo sea una fiesta, fiesta en la cual demos el gran salto que hemos esperado por años.