Invita a tus amigos a usar nuestra aplicación

Usan la aplicación de soychile.cl

    12.08.2013

    El Morro fue albiverde

    temuco

    Deportes Temuco sigue mostrando que quiere estar para grandes cosas durante este torneo de la Primera B, venciendo ahora en calidad de visitante a Naval por tres goles a cero. Los de Astengo solo necesitaron un tiempo para quedarse con el resultado, debido a que los navalinos sufrieron la expulsión de Rodrigo Jara casi al finalizar la primera parte, por lo cual quedaron condicionados a obtener un mejor resultado.

    Acorde a lo visto en Talcahuano –me tocó estar ahí- se destacan nuevamente rendimientos importantes que sirven para seguir fomentando la ilusión. La dupla de Lukas Riffo con Juan Cruz Gill cada vez está más sólida y con un aliciente extra como es el caso de que el argentino se da el tiempo para hablar y ordenar a sus compañeros en la zaga.

    Arturo Sanhueza sigue siendo el patrón del medioterreno, demostrando que su inclusión en el equipo le dio un nuevo aire y al parecer rejuveneció. Digno de lo anterior, fue el gran carrerón en el segundo gol, en donde habilitó con un taco a Cristian González.

    Otro que en este partido tuvo un rol vital fue Mariano Berriex, pidiendo la pelota, jugando con sus compañeros y haciendo jugar al resto. Tuvo una clara de gol, que hubiese sido una verdadera joya, pero el palo salvó la valla chorera.

    Por último, en punta dos hombres recuperaron el gol. Schwob y Malano convirtieron –este último por partida doble-, algo clave para los delanteros porque significa confianza para lo que se viene.

    Deportes Temuco consiguió dos triunfos consecutivos jugando de visita, pero estos no significarán nada si el equipo no puede ganar en casa, por lo mismo el duelo ante Curicó Unido -aunque suene a cliché- es de vital importancia, pensando que ya se cayó en el Becker en el estreno de este campeonato.

    En resumen, otros tres puntos para los albiverdes que siguen prendidos en la parte alta gracias al buen fútbol y ese afán de salir a buscar la victoria en todas las canchas, respondiendo al clamor de los hinchas de ser un equipo grande en el fútbol nacional.