Invita a tus amigos a usar nuestra aplicación

Usan la aplicación de soychile.cl

    29.04.2014

    Que siga Vergara

    temuco
    (Por Luis Valdebenito Fuentes)

    A lo mejor seré impopular para muchos con el título de mi columna, pero en esta pasada y tras el triunfo contra Santiago Morning, que asegura la permanencia en la categoría, creo que lo mejor es apostar a la fórmula conocida del último tiempo y esto se traduce en la continuidad de Fernando Vergara como técnico para Deportes Temuco.

    Es lo lógico, es lo que corresponde… Si bien es cierto, su campaña ha tenido buenas y malas, si se quiere hacer un proyecto pensando en un trabajo que viene con camino pavimentado, lo ideal en esta pasada es que se mantenga al DT en el banco.

    Vergara tiene a su haber algunas ventajas que hacen más que viable esta postura: conoce la prioridad y el paladar del hincha, ha dicho que le acomoda la ciudad y en estos últimos compromisos se ha visto una ideología de juego, que hace pensar en que se va por un buen camino el cual no debe cortarse abruptamente.

    Si bien es cierto los números de Vergara asoman dentro del 40% de rendimiento, no todo es su responsabilidad, considerando que este equipo no fue conformado por él y que viene del ciclo anterior que encabezó Fernando Astengo; ahora bien, Vergara tuvo la posibilidad de pedir tres refuerzos –Cáceres ya estaba antes de que él llegara- y estos no han sido del 100% indiscutidos dentro de la campaña.

    Se está terminando el torneo y Marcelo Salas junto a su directiva deben pronto tomar determinaciones y una de estas pasa por fijar al técnico, para darle manga ancha para que este conforme el plantel para comenzar a trabajar pensando en la Copa Chile, que ya está a la vuelta de la esquina.

    Vergara debe y tiene que ser el que encabece el proyecto de ahora en más. El traer otro DT, significaría comenzar todo desde cero y eso sería lo peor, considerando que ya se iniciará un nuevo torneo y lo importante es dar continuidad a un proceso.

    La decisión es de la dirigencia, pero más errores en la elección de un estratega, ya no serán tan perdonables como antaño, por lo cual es hora de golpear la mesa y darle la venia a Vergara para que siga siendo el dueño del buzo.