Invita a tus amigos a usar nuestra aplicación

Usan la aplicación de soychile.cl

    25.06.2014

    Chata del “modo mundial”

    la roja
    (Por Amalia Paz)

    Es que de verdad que es divertida tanta festividad y tanto espíritu nacionalista. Nada en contra de eso, pero que el país paralice, que no exista vida más allá de Brasil 2014, de verdad que lo encuentro un exceso.

    No voy a entrar en la discusión de los miles de millones que se gastan en la fiesta mundialera – pa´’ qué echarle más leña al fogo – sino que simplemente no logro entender que tras una pelota nos volvamos tan aburridamente monotemáticos.

    Para qué hablar del serio complejo chilensis de creernos más de la cuenta. Le ganamos a España y ya nos creíamos finalistas. La desproporcionalidad de verdad que abunda por estos días. Si los jugadores de la Roja están bien, nada que decir, pero cautela, humildad, porque la soberbia nos pasa la cuenta y la caída duele más…o no le pasó después de las dos pepas de Holanda.

    No soporto el excesivo nacionalismo que abunda por estos días, me espanta y, debo decirlo con todas sus letras, me da náusea y me causa vergüenza ajena. Para explicar mejor mi sensación, contaré el episodio del partido debut de la roja en el mundial. ¿Fue un viernes cierto?
    Bueno, ese día, a la misma hora en que se iniciaba el partido, yo me subía a un bus con rumbo a Santiasco. Durante la espera en el terminal, me enteré sin quererlo, del primer gol de Chile frente a Australia. Carnaval desatado.

    Cuando legué a Pajaritos, Chile ya había ganado 2-0 y el ambiente en el metro reflejaba que prácticamente éramos campeones mundiales. Lo peor no llegaba. Ya en el metro, en cada estación subía más y más gente enfiestada y triunfalista. “C-H-I!!!!! L-E-EEEE!” era un clásico en cada estación. La cita, obvio, era en Plaza Italia. Un par de estaciones antes de llegar al punto del jolgorio mundialista vino la guinda de la torta. Una mujer de unos 55 años y que parecía haber bebido más de la cuenta – aunque ella lo negó sin que nadie le inquiriera nada – subió en total “modo mundial”. Más bien diría en “modo mundial HD”. La señora, envalentonada por la masa humana, lanzó el ya trillado “C-H-IIIII!!!!” y ante la respuesta espontánea de los hinchas apretujados del carro del metro, la mujer reaccionó extasiada: “Menos mal que me subí a un carro lleno de chilenos!!!”, “menos mal que no vienen aquí bolivianos ni peruanos”.

    Me moví para mirarla y para intentar descifrar en su rostro que se trataba de una mala talla, pero nada. La mujer hablaba en serio. Lo terrorífico es que la señora hincha – que hablaba como recién operada – dijo que era profesora de lenguaje…se imagina esa profe formando a sus alumnos en el aula.

    Por eso y por tanta brutalidad en nombre del fútbol me declaro chata del modo mundial…por suerte cada día queda menos.