Invita a tus amigos a usar nuestra aplicación

Usan la aplicación de soychile.cl

    19.11.2014

    Secretos de familia

    celebracion
    (Por Amalia Paz)

    Cada cierto tiempo, vienen a mi memoria las sensaciones que tuve después de ver, hace muuuuucho tiempo, la película danesa “La Celebración”, una joyita escrita y dirigida por Thomas Vinterberg. El film no es para relajarse en absoluto y aborda, o más bien, desnuda, esa intimidad tan celosamente guardada de las familias. El caso de la película, sin duda es extremo – el connotado patriarca no es más que un asqueroso pedófilo que violó a sus hijos – , pero devela ese comportamiento tan clásico de custodiar a como dé lugar la “imagen” de invulnerabilidad de “la familia”, entre comillas y en negritas.

    Y es que, guardando lógicamente las proporciones, cuántas cosas dichas y no dichas quedan archivadas por “el bien de la familia”. Para qué hablar, para qué remover el pasado, para qué desestabilizar el castillo tan bien construido de naipes de cartulina que cada cierto tiempo parece derrumbarse.

    Cada familia guarda un secreto – la pérdida de un hijo, un aborto, una adopción, una pelea por herencias, una hija extramarital y un largo y variopinto etcétera – que cada cierto tiempo y en cualquier rutinaria circunstancia familiar pareciera correr el riesgo de ser develado.

    Así como ocurre en la película. El patriarca, un connotado empresario y hasta entonces un perfecto padre de familia, celebra sus 60 años. La familia reunida y el secreto develado genera la hecatombe: dudas, recriminaciones hasta que la verdad se impone. Pero ¿qué queda de la familia? Dolor, quiebre – cómo no – y soledad. Tal vez las razones que sustentaron la decisión de haber callado, de haber hecho vista ciega a la verdad, pero sustentando falsedades que van traspasándose de generación en generación, hasta que una foto, un funeral, un sueño, develan que no todo estaba en orden.

    Pareciera que es más cómodo el statu quo…lo pienso una y otra vez…para qué reconocer que la familia no es perfecta, que somos todos tan imperfectos, que estamos tan llenos de historias que atesoramos y otras que desearíamos borrar para siempre…pero es parte de la historia de cada uno. Hablar o no hablar, decir o callar, dejar las cosas como están…la opción es de cada cual.

    La Celebración, recomendable.