Invita a tus amigos a usar nuestra aplicación

Usan la aplicación de soychile.cl

    21.08.2013

    Las expulsiones también son parte de nuestra historia

    wanderers

    Estas tres últimas semanas han estado marcadas por un factor común: las expulsiones. Y es que Wanderers no ha podido terminar sus partidos con 11 jugadores y en vez de eso ha tenido que terminar jugando con nueve. Y es que además de tener que luchar contra el rival de turno han tenido que hacerlo contra el descontrol de algunos de sus jugadores y también contra la rigurosidad y las malas decisiones por parte del cuerpo arbitral.

    Hagamos un poco de memoria. En la segunda fecha, donde se enfrentó a Audax Italiano y que fue una fecha negra ya que Mauricio Viana sufrió una lesión de gravedad que le significo ser intervenido quirúrgicamente, fueron expulsados Mauricio Prieto y Gaston Cellerino. Con respecto a la expulsión de Prieto por doble amonestación y que significo un penal a favor de Audax al último minuto de juego, que fue contenido brillante y heroicamente por Mauricio Viana pese a estar lesionado, esta fue tan cuestionable que fue absuelto por el Tribunal de Penalidades de la ANFP. Con respecto a la expulsión de Cellerino, esta fue ajustada a reglamento.

    En la tercera fecha, contra Palestino, nuevamente sufrimos la expulsión de dos jugadores. En esta ocasión le toco el turno al capitán Jorge Ormeño y a Oscar Opazo. Con respecto a la expulsión de Ormeño, esta es discutible, ya que Ormeño fue con la pierna arriba -de hecho le pega al jugador- pero en ningún momento fue con mala intención; incluso por poco no le pega al balón. En el caso de Opazo, aquí derechamente Patricio Blanca se equivocó rotundamente en expulsarlo, ya que Opazo anticipa claramente a Ortiz. De hecho, Ortiz le pega a Opazo pero para Blanca fue infracción de este último y le mostró la segunda tarjeta amarilla y para las duchas. Cabe hacer notar que Oscar Opazo también fue absuelto por el tribunal de disciplina, lo que confirma que Blanca se equivocó. Por cierto, Marco Sebastián Pol y Leandro Torres destacaron en los caturros, siendo el primero el responsable de los dos goles con que se firmó el empate con los árabes.

    Y por último en la fecha pasada, donde enfrentamos a Cobreloa, los expulsados fueron Andrés Robles y Moisés Villarroel. En el caso del primero su expulsión fue ajustada ya que le mostraron la segunda tarjeta amarilla tras una fuerte entrada contra Diego Silva. En doce  minutos Robles se ganó dos amarillas y dejó al equipo con diez jugadores. En el caso de Villaroel, fue expulsado estando en la banca por reclamos desmedidos.

    Debido a la temprana expulsión de Robles – 29 del primer tiempo – los caturros dieron demasiada ventaja a un Cobreloa que viene exhibiendo un buen nivel de juego, sobre todo a nivel internacional, lo que le valió dejar afuera al mismísimo Peñarol tras ganarle dos a cero en Uruguay y con nueve jugadores. Como consecuencia, se perdió el invicto en el torneo de apertura y también se perdió la oportunidad de seguir encaramado arriba en la tabla de posiciones.

    Lo anterior no cayó muy bien en la tienda caturra que recientemente cumplió 121 años de vida y que pretendía culminar las celebraciones con un triunfo o al menos no perdiendo, pero debido al mal comportamiento de algunos jugadores y a las equivocaciones referiles no fue posible.

    Todo indica que tendremos que seguir luchando contra todo y contra todos, lo que finalmente es parte de nuestra historia.